in , ,

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Si creíais que todo está inventado, no hay más que visitar Casa Benjamín en Denia para comprobar que no. Todavía existe la capacidad de crear nuevos formatos del famoso concepto “barra alicantina”.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

El local está ubicado en una antigua vermutería datada del año 1906 que se ha rehabilitado fiel a su diseño original. Los propietarios Víctor Gallego y Cristina Baixauli son autores del diseño y de la oferta gastronómica. Dentro, nos encuentramos con una barra de bebidas, antiguos barriles de madera que contienen el vermú y un gran expositor de vinos. En la parte trasera del local hay otras tres pequeñas barras, sillas y mesas altas para la estancia y consumición. Finalmente, el local se desemboca en un pequeño comedor. La gran innovación es que uno puede organizar su consumición de raciones, tapeando en cada barra y acabar sentado en el comedor. O, simplemente, quedarse en el espacio de cada una de ellas. Todo, en el mismo local.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras
Cristina Baixauli, copropietaria del local, atiende las preguntas del crítico gastronómico Antonio Marqueríe Tamayo

Por supuesto, empezamos con un vermú de aperitivo. En la segunda barra pedí degustar todas y cada una de las elaboraciones del expositor, que cambian por días.

Ensaladilla rusa. El simple hecho de decir que era una receta secreta de la madre de Cristina incita a pedirla para saber la diferencia. No me dijo el secreto, pero es para robarlo.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Ensaladilla de marisco. Con el marisco muy desmenuzado. Muy distinta a otras.

Habas picantes, que se conocen en otras zonas como michirones.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Sepia sentideta (con mayonesa). La sepia en su punto de textura con una mayonesa ligera que no le oculta los sabores y mezcla muy típica de Alicante.

Chipirón en su tinta. Aquí el chipirón lo cortan en tiras y no lo rellenan.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Mullador o mullaor de bacalao. Característico de la Marina Alta alicantina, donde el bacalao desalado se cocina con un pisto.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Pericana de pulpo. Es una variante del pulpo seco, típico de Denia.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Gamba amb bleda. Otra elaboración de la zona que combina gambas y acelgas.

Atún en escabeche de naranja. El escabeche es una de mis elaboraciones preferidas y me cuesta encontrarlo en las cartas de restaurantes alicantinos. El de Cristina es una delicia matizada por la naranja y los recuerdos a la huerta valenciana.

En resumen a este bloque, elaboraciones muy arraigadas en la cocina alicantina y valenciana, difíciles de ver en una barra.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Pasamos a la segunda y tercera barra:

Unos boquerones en vinagre con patatas fritas, aceitunas y sobre todo ello, un aceite de perejil y encurtidos de cebolla morada.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Coca de salazones, berenjena y encurtidos.

Pata de pulpo seco, cocinado a la leña, simplemente con unas gotas de aceite. Pura textura y sabores.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Y para acabar nuestro tapeo:

Figatell de sepia. También es una elaboración muy difícil de encontrar en cartas de restaurantes. A medio camino entre un embutido y una hamburguesa, donde fundamental es la presencia de cacahuete o frutos secos en la composición de la salsa.

Sardinas asadas al carbón de leña. Con un sabor a carbón de leña y una textura prieta que las hacen deliciosas.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Coca de foie. Una versión más afrancesada de la coca alicantina.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras

Solo puedo decir que me quedaron muchas cosas por probar. Que Denia está cerca de Alicante y que puedo ir más veces. Que si pudiera, lo robaba y me lo trasladaba todo, local incluido, Cristina incluida, debajo de mi casa, para tenerlo más cerca. Que más Alicante y cocina alicantina, imposible. Que envidio Denia por tener Casa Benjamín y que es una barra de barras totalmente diferente.

Casa Benjamín, el formato perfecto: una barra de barras
Antonio Marqueríe Tamayo

C/ Ramón y Cajal, 14
03700 Denia
+34 96 529 83 84
hola@casabenjamindenia.com

Antonio Marqueríe Tamayo
Crítico gastronómico

Comentarios

Deja una respuesta

Moderación manual. Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0