L’Alfàs del Pi, destino turístico saludable

Con una media de 3.000 horas de sol al año y un enclave privilegiado, nos encontramos en la Marina Baixa con l’Alfàs del Pi, una localidad limítrofe de poblaciones como Benidorm o Altea, que ha sabido mantener su propio estilo y ser elegida por miles de residentes europeos, y de todas partes del mundo, no solo para pasar unas vacaciones sino para quedarse a vivir. En l’Alfàs del Pi residen ciudadanos de casi 100 nacionalidades diferentes.

L’Alfàs reúne cada uno de los requisitos que definen la excelencia turística: extraordinaria climatología, calidad en los servicios, buena y variada oferta gastronómica, gran tranquilidad y magnífica relación con el medio ambiente.

El camino hacia el famoso faro de Albir

La posibilidad de alternar mar, campo y montaña en l’Alfàs es una realidad cotidiana. Gozar del silencio, caminar hasta el faro de Punta Bombarda, nadar o practicar diversos deportes en la playa de l’Albir, disfrutar de los múltiples eventos culturales que acontecen a lo largo de todo el año y especialmente durante el verano, son parte de ese secreto compartido.

Un itinerario que no te cansarás de repetir

A ello debemos sumar en l’Alfàs del Pí el predominio de un tipo de arquitectura horizontal, basada en pequeñas urbanizaciones y rodeadas de zonas verdes.

La búsqueda del necesario equilibrio entre el medio ambiente y la demanda residencial, para el logro de un crecimiento sostenible, es una constante preocupación cívica en L’Alfàs del Pí.

Comentarios:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recibe las últimas novedades y noticias de la revista internacional Impuls PLUS, así como ofertas y promociones de nuestros clientes

Solicitado control OJD Interactiva